Cloroquina y Zika

Uno de los principales desafíos de la actual epidemia del virus del Zika (ZIKV) es prevenir las anomalías fetales congénitas, incluida la microcefalia, después de la infección con ZIKV en mujeres embarazadas. Dada la necesidad urgente de profilaxis y tratamiento con ZIKV, la reasignación de medicamentos aprobados parece ser una solución viable e inmediata.

394(1)Se han identificado varios fármacos aprobados y experimentales como posibles agentes frente al virus Zika (ZIKV), que incluyen daptomicina, 25-hidroxicolesterol, emricasano, niclosamida, azitromicina y sofosbuvir, y 7-deaza-2′-C-metiladenosina (inhibidores de la ARN polimerasa viral). De manera similar con CQ, 7-deaza-2′-C-metiladenosina (50 mg / kg / día) retrasó la morbilidad y mortalidad inducida por ZIKV en ratones AG129.

La cloroquina, un fármaco del grupo de las 4-aminoquinolinas, se ha utilizado durante décadas para prevenir y tratar el paludismo. También parece proteger parcialmente contra el al virus del Zika a ratones no nacidos cuando sus madres reciben el fármaco. Unos investigadores han descubierto que en las células progenitoras neurales del feto humano y en el cultivo de células madre neurales, la cloroquina reduce la infección por el virus del Zika, a dosis equivalentes o inferiores a las que las personas normalmente reciben cuando se usa como antipalúdico.

394(2)El estudio se ha publicado en Scientific Reports, firmado en primer lugar por Sergey A. Shiryaev (Sanford Burnham Prebys Medical Discovery Institute, La Jolla, CA), han demostrado que el medicamento común contra la malaria cloroquina (CQ) alarga la vida de los ratones AG129 deficientes en señalización de interferón ZIKV; sin embargo, la gravedad de la infección por ZIKV en estos ratones imposibilita el estudio de la transmisión viral (vertical) fetal.

En el estudio se muestra que los ratones SJL competentes para la señalización del interferón son compatibles con la infección crónica por ZIKV. Las madres y los lechones infectados son capaces de transmitir ZIKV a la descendencia, por lo que este es un modelo ideal para la validación in vivo de compuestos que se ha demostrado que suprimen ZIKV en cultivo celular. La administración de CQ a ratones SJL embarazadas infectadas con ZIKV durante la gestación media y tardía atenuó significativamente la transmisión vertical, reduciendo la carga de ZIKV en el cerebro fetal más de 20 veces.

Teniendo en cuenta los efectos secundarios limitados de CQ a largo plazo, la falta de contraindicaciones en mujeres embarazadas, su disponibilidad mundial y bajo costo, los investigadores sugirieren que CQ podría considerarse como un fármaco útil, solo o en combinación (por ejemplo, con sofosbuvir), para el tratamiento y la profilaxis de ZIKV.

Shiryaev SA, et al. Sergey repurposing of the anti-malaria drug chloroquine for Zika virus treatment and prophylaxis, Scientific Reports 2017; (1).
doi:10.1038/s41598-017-15467-6