Cuba primer país del mundo sin trasmisión de VIH y sífilis de la madre al hijo

Cada año, alrededor de 1,4 millones de mujeres con HIV se quedan embarazadas. Si no reciben tratamiento, las posibilidades de que transmitan el virus a su hijo durante la gestación, parto o lactancia oscilan entre el 15 y el 45 %. Este riesgo se reduce a poco más de 1% si se suministra antirretrovirales a las madres y los niños en las etapas en las que puede producirse la infección. Desde 2009, el número de niños que nacen cada año con VIH se ha reducido a casi la mitad, al pasar de 400.000 a 240.000 en 2013. Pero será necesario redoblar los esfuerzos para alcanzar la meta mundial de que haya menos de 40.000 nuevas infecciones infantiles por año para 2015.
La batalla contra la transmisión materno-infantil de la sífilis también tiene aún muchos retos por delante: cada año, casi un millón de mujeres embarazadas se infectan con sífilis, lo que puede provocar desde la muerte fetal o perinatal a infecciones neonatales graves, aunque opciones simples y rentables de detección y de la infección durante el embarazo.

En 2007, la OMS lanzó la guía Eliminación mundial de la sífilis congénita: fundamentos y estrategia para la acción. La estrategia busca aumentar el acceso global a las pruebas de sífilis y al tratamiento de las embarazadas. Para 2014, más de 40 países estaban haciendo la prueba por sífilis al 95% o más de mujeres embarazadas en el control prenatal. Pero aunque se han hecho progresos, muchos países aún deben priorizar la prevención y el tratamiento de la transmisión de madre a hijo de la sífilis. En 2012, la sífilis afectó unos 360.000 embarazos, a través de muerte fetal, neonatal, bebes prematuros y bebes infectados.

imagen 1

En el continente americano, la OMS-OPS ha estado trabajando desde 2010 en una iniciativa regional para eliminar la transmisión materno-infantil de VIH y sífilis. Como parte de esta iniciativa. Concretamente, Cuba ha trabajado para asegurar el acceso temprano a la atención prenatal, a las pruebas para detectar el VIH y la sífilis tanto para las embarazadas como para sus parejas, para proveer el tratamiento para las mujeres que dan positivo y sus bebés, en la sustitución de la lactancia materna y la prevención del VIH y de la sífilis antes y durante el embarazo a través del uso de preservativos y otras medidas de prevención.

En 2011, ONUSIDA con la OMS y otros socios lanzaron un plan global con el objetivo de eliminar para 2015 las nuevas infecciones de VIH entre los niños y mantener a sus madres vivas. Entre 2009 y 2013, la proporción de mujeres embarazadas viviendo con VIH en países de bajos y medianos ingresos que reciben medicinas antirretrovirales efectivas para prevenir la transmisión del virus a sus hijos se duplicó. Eso significa que en esos países, siete de cada 10 mujeres embarazadas viviendo con VIH en la actualidad reciben medicinas antirretrovirales eficaces para prevenir la transmisión del virus a sus hijos. Entre los 22 países que concentran el 90% de las nuevas infecciones de VIH, ocho ya han reducido nuevas infecciones de VIH entre los niños por más del 50% desde 2009, según datos de 2013, y otros cuatro están cerca de esta marca. En América Latina y el Caribe, se estima que el número de niños que nacieron con VIH se redujo un 45 % entre 2010 y 2013, con un total de 2.324 casos ese año. En 2013, sólo dos niños nacieron con VIH en Cuba, y sólo tres nacieron con sífilis congénita.

En mayo de 2014, la OMS creó por un comité regional de validación de países sobre la eliminación de la transmisión del virus del sida (VIH) y de la sífilis de madre a hijo. Para recibir la validación de la OMS, el baremo es de menos de 2 de cada 100 bebés nacidos de mujeres con VIH y menos de 1 caso por cada 2.000 nacidos en el caso de la sífilis.

imagen 1Una misión de expertos internacionales convocados por la OPS/OMS visitó Cuba en marzo de 2015 para validar los progresos realizados hacia la eliminación de la transmisión madre a hijo del VIH y la sífilis. Durante la visita de cinco días, los integrantes de la misión visitaron centros de salud, laboratorios y oficinas gubernamentales a lo largo de la isla, entrevistaron a funcionarios de la salud y a otros actores claves. La misión incluyó expertos de Argentina, Bahamas, Brasil, Colombia, Italia, Japón, Nicaragua, Surinam, Estados Unidos y Zambia.

El 30 de junio de 2015, Cuba se convirtió en el primer país del mundo en recibir la validación de la Organización Mundial de la Salud (OMS) por haber eliminado la transmisión del virus del sida (VIH) y de la sífilis de madre a hijo.

En una ceremonia en la sede de la Organización Panamericana de la Salud (OPS, la oficina regional de la OMS) en Washington, la OMS entregó a Cuba la primera certificación del mundo que avala que un país ha logrado el reto doble de eliminar la transmisión de madre a hijo del VIH y, también, de la sífilis congénita.
Aunque Cuba sea el primer país que recibe esta certificación oficial, después de haber comenzado el proceso de validación hace un año, hay seis países o territorios que según la OPS también están en condiciones de ser validados porque habrían logrado eliminar tanto la transmisión de madre a hijo del VIH como la sífilis: las islas británicas en el Caribe de Anguila y Montserrat, Barbados, Canadá, Estados Unidos y Puerto Rico.

http://www.who.int/mediacentre/news/releases/2015/mtct-hiv-cuba/es/