Formulaciones pediátricas de nifurtimox para la enfermedad de Chagas.

 

img1 La enfermedad de Chagas, también conocida como tripanosomiasis americana, es causada por un parásito protozoario, Trypanosoma cruzi,  que se transmite a los humanos a través de las heces u orina de chinches triatominos. Según la OMS, entre 6 y 7 millones de personas en todo el mundo, con áreas endémicas en 21 países, la mayoría en América Latina, están infectadas, en donde cada año se producen más de 10.000 muertes como resultado de la enfermedad. El costo del tratamiento sigue siendo considerable. Sólo en Colombia, el costo anual de la atención médica para todos los enfermos con la enfermedad se estimó en unos 267 millones de dólares USA en 2008. La fumigación con insecticidas para controlar los vectores costaría casi 5 millones de dólares anuales, menos del 2% del costo de la atención médica.

Aunque la enfermedad de Chagas se describió por primera vez hace más de un siglo, los únicos medicamentos disponibles para la infección son el benznidazol y el nifurtimox (5-nitrofurano). En EE.UU. la FDA sólo ha aprobado el benznidazol. Según estudio publicado en 2011 en Pediatrics, los niños que recibían benznidazol experimentaban acontecimientos adversos en el 41,4% de las ocasiones.

img2 La eficacia y seguridad del tratamiento farmacológico de la enfermedad de Chagas en niños está sustentada por un significativo cúmulo de pruebas; sin embargo, son poco los estudios clínicos que se han realizado este tipo de población. En los últimos años un estudio desarrollado en el Hospital de Niños Ricardo Gutiérrez sentó las bases para el desarrollo de una formulación pediátrica.

El nifurtimox medicamento comúnmente utilizado en Argentina sólo se encontraba disponible en una única presentación farmacéutica: comprimidos de 120 mg diseñados para el tratamiento de los adultos. Esta limitación obligaba al fraccionamiento de los comprimidos, complicando la administración y dificultando la dosificación adecuada del medicamento, especialmente en niños pequeños. Asimismo, la falta de conocimiento existente sobre la farmacocinética de nifurtimox en población pediátrica, impulsó la planificación y ejecución de un estudio que permitiera obtener información para ajustar las dosis pediátricas y los esquemas de tratamiento.

img3

La compañía farmacéutica Bayer ha desarrollado de una formulación pediátrica dispersable de 30 mg y planificó los estudios necesarios para validar los conocimientos previos sobre este fármaco con el fin de realizar su registro en la FDA. Se inició el primer estudio de equivalencia entre la formulación disponible de 120 mg y una nueva formulación pediátrica dispersable de 30 mg en 24 sujetos voluntarios adultos con enfermedad de Chagas (NCT01927224). Adicionalmente se estudió la farmacocinética del comprimido de 30 mg administrado en forma directa y después de su disolución en 2 ml de agua en 12 sujetos.

En un estudio llevado a cabo por Jaime Altcheh, MD, PhD, pediatra jefe del departamento de parasitología y enfermedad de Chagas del Hospital Infantil Ricardo Gutiérrez de Buenos Aires, Argentina, junto con otros autores se destaca la importancia de identificar a los niños, así como a las mujeres en edad fértil, que se beneficiarán del tratamiento de la enfermedad.

img4La formulación pediátrica de nifurtimox demostró superioridad 1 año después del tratamiento en comparación con placebo, según los resultados de un ensayo clínico, CHICO, de fase 3 presentado en una conferencia en España. CHICO, que significa enfermedad de CHagas en niños tratados con nifurtimOx, evaluó la eficacia, seguridad y farmacocinética de una tableta disoluble con dos concentraciones de dosificación, 30 mg o 120 mg, en niños de 0 a 17 años con enfermedad de Chagas aguda o crónica. El estudio incluyó a 330 niños que recibieron tratamiento en 25 centros de investigación en Argentina, Bolivia y Colombia entre 2016 y 2018.

Los investigadores observaron que los niños que fueron asignados aleatoriamente a 60 días de nifurtimox tuvieron una mejor respuesta serológica después de 1 año en comparación con los que recibieron placebo. Para los niños menores de dos años, un régimen de 30 días y un régimen de 60 días parecieron ser igualmente eficaces, aunque se necesitan más investigaciones para confirmar estos resultados.

Sólo el 27,6% de los niños que recibieron nifurtimox experimentaron eventos adversos relacionados con el uso del medicamento.

WHO. Chagas disease (American trypanosomiasis). https://www.who.int/news-room/fact-sheets/detail/chagas-disease-(american-trypanosomiasis)

Altcheh J, et al. Estudio CHICO: Eficacia y seguridad de una nueva formulación de nifurtimox para la enfermedad de Chagas aguda y crónica. Presented at: XV Jornada sobre la enfermedad de Chagas; March 14, 2019; Barcelona.

Altcheh J, et al. Adverse events after the use of benznidazole in infants and children with Chagas disease.  Pediatrics. 2011;doi:10.1542/peds.2010-1172.