Gorilas y virus Epstein-Barr

1

El virus Epstein-Barr (EBV), también conocido como herpesvirus-4, infecta a más del 90% de los seres humanos sin causar trastornos importantes, aunque es reconocida su comorbilidad significativa con el VIH/SIDA, en los sujetos inmunodeprimidos y ser un agente etiológico de la mononucleosis infecciosa y de algunos de los cánceres humanos. Basándose en estudios de antígenos, anticuerpos e histopatología, se sospecha que la población de gorilas de montaña en peligro crítico de extinción ha estado infectada con un virus tipo EBV infantil similar a la hiperplasia linfoide pulmonar reactiva (PRLH), una enfermedad asociada con EBV en niños infectados por el VIH.

2

Tierra Smiley Evans (Karen C. Drayer Wildlife Health Center, One Health Institute, School of Veterinary Medicine, University of California) y 13 autores más de otros centros de Estados Unidos, Uganda y Ruanda, han publicado en Scientific Reports un artículo sobre la similitud entre el linfocriptovirus de gorila de montaña y el virus de Epstein-Barr en lactantes humanos.

Para examinar más a fondo la presencia de EBV, o un virus de tipo EBV en los gorilas de montaña, se llevó a cabo la primera gran encuesta de población de un virus de tipo EBV en muestras orales de los grandes monos. Los autores descubrieron que los gorilas de montaña están ampliamente infectados (n = 143/332) con una cepa específica de linfocriptovirus 1 (GbbLCV-1).3 Cincuenta y dos por ciento de los gorilas de montaña infantiles estaban extendiendo oralmente el GbbLCV-1, lo que sugiere infección primaria durante esta etapa de la vida, similar a lo que se observa en los seres humanos en los países menos desarrollados. A continuación, se identificó GbbLCV-1 post-mortem en los tejidos pulmonares infantiles demostrando lesiones histopatológicas consistentes con PRLH, lo que sugiere que la infección primaria con GbbLCV-1 se asocia con PRLH en los lactantes.

Estos hallazgos demuestran que la infección del gorila de montaña con GbbLCV-1 podría proporcionar información valiosa para las enfermedades humanas en un ambiente natural de gran simio y tener implicaciones potenciales de conservación en esta especie en peligro de extinción.

Además, estos científicos han proporcionado los primeros datos moleculares sobre la infección generalizada del gorila de montaña con un EBV-similar a limfocriptovirus. Los gorilas de montaña son una población única, genéticamente similar a los seres humanos. Los datos obtenidos por los investigadores, podría utilizarse para examinar los patrones futuros de la oncogénesis relacionados con EBV en un entorno natural de grandes simios.

Evans TS, et al. Mountain gorilla lymphocryptovirus has Epstein-Barr virus-like epidemiology and pathology in infants.
Sci Rep. 2017; 7: 5352. doi: 10.1038/s41598-017-04877-1.