Gripe e infarto agudo de miocardio

4351 El infarto agudo de miocardio puede desencadenarse por infecciones respiratorias agudas. Estudios previos han sugerido una asociación entre la gripe y el infarto agudo de miocardio, pero esos estudios utilizaron medidas no específicas de infección o diseños de estudio que eran susceptibles de sesgo.

Jeffrey C. Kwong (Institute for Clinical Evaluative Sciences, Public Health, Ontario, Canada) y otros 15 autores canadienses y británicos, han evaluado la asociación entre la infección por el virus de la gripe confirmada por laboratorio y el infarto agudo de miocardio. Los resultados se publican en la revista New England Journal of Medicine.

Los autores utilizaron el diseño de series de casos auto-controlados para evaluar la asociación entre la infección por gripe confirmada por laboratorio y la hospitalización por infarto agudo de miocardio. Utilizaron varios métodos de laboratorio de alta especificidad para confirmar la infección de gripe en muestras respiratorias, y determinaron la hospitalización por infarto agudo de miocardio a partir de datos administrativos. Definieron el “intervalo de riesgo” como los primeros 7 días después de la recolección de la muestra respiratoria y el “intervalo de control” como 1 año antes y 1 año después del intervalo de riesgo.

4352 Se identificaron 364 hospitalizaciones por infarto agudo de miocardio que ocurrieron dentro de 1 año antes y 1 año después de un resultado positivo de la prueba para la gripe. De estos, 20 (20,0 admisiones por semana) ocurrieron durante el intervalo de riesgo y 344 (3,3 admisiones por semana) ocurrieron durante el intervalo de control. La relación de incidencia de una admisión por infarto agudo de miocardio durante el intervalo de riesgo en comparación con el intervalo de control fue de 6,05 (intervalo de confianza [IC] del 95%, 3,86 a 9,50). No se observó una mayor incidencia después del día 7. Los índices de incidencia de infarto agudo de miocardio en los 7 días posteriores a la detección de influenza B, influenza A, virus respiratorio sincitial y otros virus fueron de 10,11 (IC 95%, 4,37 a 23,38), 5,17 (95% IC, 3,02 a 8,84), 3,51 (IC del 95%, 1,11 a 11,12) y 2,77 (IC del 95%, 1,23 a 6,24), respectivamente.

Los investigadores encuentran una asociación significativa entre las infecciones respiratorias, especialmente la gripe, y el infarto agudo de miocardio.

El estudio fue financiado por los Institutos Canadienses de Investigación en Salud y otras entidades.

Kwong JC, et al. Acute myocardial infarction after laboratory-confirmed influenza infection. N Engl J Med 2018; 378: 345-353. doi: 10.1056/NEJMoa1702090