Secuelas entre los supervivientes del Ébola

Secuelas entre los supervivientes del Ébola

9.1Las personas que sobreviven al virus Ébola pueden sufrir secuelas como fatiga, discapacidad en la movilidad, artralgias, alteraciones de cognición, falta de visión, trastornos auditivos, y, en algunos casos, problemas psiquiátricos y neurológicos, como ansiedad, depresión, migrañas debilitantes, dolores neurálgicos y accidentes vasculares.

Muchas de estas secuelas clínicas de la enfermedad no se han seguido más de tres años después del brote de 1995.

Ahora, J Dan Kelly (School of Medicine University of California, San Francisco), como primer firmante, y 15 autores más, también de la Universidad de California y de instituciones de Washington, Stanford y Kinshasa, han publicado en el Journal of Infectious Diseases los resultados de un estudio sobre los hallazgos neurológicos, cognitivos y psicológicos entre los sobrevivientes de la enfermedad por el virus del Ébola (EVE) del brote de 1995 en Kikwit, República Democrática del Congo (RDC)

9.2De agosto a septiembre de 2017, los investigadores realizaron un estudio transversal en Kikwit (RDC). Reclutaron, más de dos décadas después del brote de EVD, a sobrevivientes de EVE y contactos cercanos para que se sometieran a exámenes físicos y versiones adaptadas culturalmente del examen de estado mini-mental de Folstein (MMSE) y la Escala de ansiedad y depresión de Goldberg (GADS).

Se estimó la solidez de las relaciones entre la supervivencia a la EVE y los resultados de salud mediante el uso de modelos de regresión lineal al comparar a los sobrevivientes con los contactos cercanos, ajustando la edad, el sexo, el nivel educativo, el estado civil y el estado del trabajador de salud.

Estudiaron a 20 sobrevivientes de EVE y 187 contactos cercanos. Entre los 20 sobrevivientes de EVE, 4 (20%) informaron al menos un síntoma neurológico anormal y 3 (15%) tuvieron un examen neurológico anormal. Entre los 187 contactos cercanos, 14 (11%) informaron al menos un síntoma neurológico anormal y 9 (5%) tuvieron un examen neurológico anormal. Los sobrevivientes de EVD tuvieron una media de MMSE más baja y puntuaciones GADS medias más altas en comparación con los contactos cercanos (MMSE: coeficiente ajustado: -1,85; IC 95%: -3,63, -0,07; GADS: coeficiente ajustado: 3,91; IC 95%: 1,76, 6.04)

9.3Los autores concluyen que los sobrevivientes de EVE pueden tener puntuaciones cognitivas más bajas y más síntomas de depresión y ansiedad que los contactos cercanos más de dos décadas después de los brotes del virus del Ébola.

De cualquier manera, se necesitan más estudios para comprender otros resultados de salud a largo plazo de los sobrevivientes de EVE, pero estos hallazgos son una llamada a la acción para que la comunidad científica, así como a las agencias internacionales y gubernamentales para que trabajen en colaboración para comprender y abordar las necesidades a largo plazo de los sobrevivientes la EVD.

Kelly JD, et al. Neurological, cognitive, and psychological findings among survivors of Ebola virus disease from the 1995 Ebola outbreak in Kikwit, Democratic Republic of Congo: a cross-sectional study. Clin Infect Dis 2018; https://doi.org/10.1093/cid/ciy677